La flota pesquera del Cantábrico se mantendrá amarrada hasta el próximo lunes 21 de marzo, prolongando a una semana el parón de las actividades pesqueras en protesta por el elevado precio del combustible. El parón será secundado tanto por la flota de cerco del noroeste (vascos, cántabros, asturianos y gallegos) como por el resto de las artes.

Así lo ha confirmado el presidente de la Federación de Cofradías de Pescadores de Cantabria César Nates, que explica que esta medida es la más adecuada dadas las circunstancias. El hecho de que gran parte del sector del transporte esté secundando el llamamiento a una huelga indefinida también ha tenido su influencia, dado que en la operativa de los puertos resulta imprescindible contar con un transporte ágil de las lonjas a los mercados y a las fábricas conserveras.

Todo esto se produce cuando la costera del bocarte sólo lleva 15 días en marcha, y cuando la del verdel apenas había hecho acto de presencia en el tramo final de la pasada semana. Fue entonces cuando se cruzó esta convocatoria extraordinaria de una huelga que, inicialmente era de sólo para las 24 horas del lunes 14, y que ayer se había extendido a toda la jornada de hoy martes 15.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.    Configurar y más información
Privacidad